Todo sobre la Gripe A

Gripe A

Último vídeo de VIVIR

Portada Otras Geriatría Doctor, mi padre padece ¿demencia o alzhéimer?
Geriatría
Doctor, mi padre padece ¿demencia o alzhéimer?
( 2 Votos )
20.09.14 - MIRKO ALAVENAESPECIALISTA EN NEUROLOGÍA DE HOSPITAL QUIRÓN TORREVIEJA Y HOSPITAL QUIRÓN MURCIA
 

Una escena frecuente en la consulta de neurología es la presencia de hijos -de mediana edad- que llevan a sus padres porque perciben que olvidan o repiten las cosas. La pregunta aparece tarde o temprano: «¿Es demencia o alzhéimer?».

En este texto resumiré algunas de las preguntas que plantean los pacientes o sus familiares.

-¿Es demencia senil o alzhéimer?

-La demencia es una pérdida de las facultades mentales (memoria, raciocinio, entendimiento, entre otras) que incapacita a la persona que la sufre para tomar decisiones y hacer una vida normal. Puede ocurrir por una multitud de enfermedades que dañan al cerebro. Se le denomina demencia senil cuando se presenta en adultos mayores, sin reparar en lo que la provoca. El alzhéimer es solo una patología de las muchas que causan demencia, pero es la más común en las últimas décadas de la vida y, por eso, se suelen confundir ambos términos.

-¿Estos olvidos de mi familiar (o míos) equivalen a demencia?

-Los olvidos esporádicos son muy comunes y no implican un diagnóstico de demencia. Se debe prestar atención si tienen consecuencias importantes, si la persona comete errores financieros, si se extravía o desorienta con facilidad, si tiene problemas para entender lo que se le pide. Otros signos que pueden generar más alarma son la agitación, las alucinaciones, la agresividad o la paranoia.

-¿Se le puede hacer un escáner para ver si tiene alzhéimer?

-La enfermedad de Alzheimer no aparece como tal en los escáneres ni en las resonancias magnéticas. Sin embargo, es común someter al paciente a una prueba de este tipo si tiene signos de demencia para descartar otras enfermedades que pueden afectar al cerebro, como tumores, ictus o hidrocefalia, entre otras.

-Entonces, ¿cómo se diagnostica el alzhéimer?

-En la actualidad, la única forma de confirmar que una persona tiene alzhéimer implica retirar el cerebro y mirarlo bajo un microscopio, lo cual no es compatible con la vida. Si bien en los últimos años se han desarrollado estudios que detectan las pistas que deja la enfermedad, éstos todavía están en fase de implementación y su interés es, sobre todo, académico. Se asume una 'demencia tipo alzhéimer' en pacientes con una demencia progresiva y con unas características particulares, y en los que no se haya encontrado otra enfermedad que pueda explicarla.

-Pero si la diagnosticamos a tiempo, se puede curar, ¿verdad?

-Lamentablemente, no. Por lo que se conoce, la enfermedad llevará años destruyendo neuronas antes del momento en que se hace evidente la demencia, y actualmente no hay nada que haya demostrado que puede ralentizarse o detenerse. Esto no significa, ni mucho menos, que se deba abandonar al paciente. El estudio puede, en algunos casos, poner de manifiesto enfermedades curables y, en el caso de las demencias tipo alzhéimer, existen tratamientos que mejoran temporalmente el rendimiento y la calidad de vida.

-¿El alzhéimer se hereda?

-Existe una variedad extremadamente rara de la enfermedad que da síntomas antes de los 60 años y es hereditaria. Para la gran mayoría de casos, el factor genético tiene poca importancia.

-¿Es conveniente que haga ejercicios mentales?

-Sí. Con frecuencia las personas que sufren esta enfermedad suelen volverse menos activas, lo cual empeora su situación. Es muy conveniente que se intente mantener su mente activa y ayudarles en la resolución de problemas, pero evitando solucionárselos.

-¿Cómo debemos prepararnos para el futuro?

-Cada paciente evolucionará de manera diferente; sin embargo, hay que saber que, desde el momento en que se diagnostica demencia, se debe tomar en cuenta que esa persona es dependiente. Al principio, lo será para la toma de decisiones, sobre todo patrimoniales y financieras. Se tendrá que evaluar su capacidad para conducir, para vivir solo (si lo hace) o para hacer sus compras. A medida que progresa la enfermedad, el paciente puede tener momentos de agitación o agresividad; también delirios de robo cuando busque objetos que ha olvidado. Es posible que requiera psicofármacos para controlar su conducta y su estado de ánimo. En las fases finales de la enfermedad se pierde la capacidad de hacer actividades básicas, como vestirse, asearse o, incluso, comer. Es probable que para ese momento no reconozca a las personas de su familia. No obstante, las reacciones emocionales suelen persistir.

En resumen: la enfermedad de Alzheimer es una de las diferentes causas de demencia y es más común cuanto más mayor es el paciente.

La demencia es la pérdida de facultades mentales, no solo de la memoria.

Las personas con sospecha de demencia deben ser valoradas por un neurólogo.

No existe cura para la enfermedad de Alzheimer; sin embargo. un tratamiento adecuado mejora la calidad de vida del paciente y de sus cuidadores.

Las personas con demencia dependen de los demás y requerirán cada vez más cuidados .